El título de Monseñor que lleva el Padre Eladio Sancho se debe a que el Papa Juan Pablo II le nombró como su capellán y automáticamente se le confierió ese título.